Cargando...
Dormitia - Tienda de colchones online
Teléfono gratuito800 808 988

Un recién nacido siempre es un rayo de luz en nuestra vida. Tras 9 meses, los papis esperan con ilusión que nazca ese bebé. Han invertido en cunas, pañales, biberones, chupetes y, por fín, llega a casa.

Entonces empieza ese vía crucis que son las primeras noches. De pronto, algo irrumpe en mitad de la noche, extraños sonidos que no te dejan dormir: el bebé se ha despertado. Entonces, los recién estrenados padres dejan de dormir, les salen ojeras y su piel se torna blanca. Hay una leyenda urbana que cuenta que los extras que hacen de zombies en The Walking Dead son padres primerizos.

A continuación, te vamos a contar una serie de consejos que te permitirán descansar y atender de forma adecuada a tu bebé.

Ciclo del sueño de un recién nacido

Un recién nacido necesita alimentarse cada 3 horas aproximadamente y, al no tener definidos aún los ciclos diurnos y nocturnos, necesita alimentarse también por la noche. Normalmente, se suele despertar entre 3 y 4 veces por noche. Ello hace que el descanso de los padres no pueda ser contínuo.

Aprovecha cada momento para dormir.

Dormir mal causa tanto fatiga física como mental: ansiedad, irritabilidad, etc… Por eso es necesario encontrar cualquier momento para poder recuperar ese descanso. Normalmente se aprovecha el propio descanso del bebé para echar una cabezadita.

Dormir por turnos.

Ser padres es un trabajo en equipo. Por ello una buena es crear turnos para atender al bebé. Es bueno saber que no hace falta que la madre esté despierta para amamantar, por lo que solo acercando el bebé al pecho, este se alimentará sólo.

Descanso del bebé.

Lógico, si un bebé descansa bien durante las horas diurnas, es más posible que lo haga igual durante las nocturnas. Es inevitable que un bebé lloré (a causa de los cólicos del lactante), y no solo por alimentarse, puede haber mil causas que contribuyen a ello. Existen muchas técnicas para que los padres consigan apaciguar a los recién nacidos, desde mecer la cuna a dar una vuelta en coche con el bebé (parece mentira, pero a mí me funciona).

Paciencia y calma.

A partir de los 4 o 5 meses el bebé empieza a tener un sueño más cíclico. Por ello, aunque hasta ese momento el descanso sea complicado, los progenitores han de ser pacientes. Ya se sabe : la paciencia es la madre de la ciencia.

Alimentación.

Comer bien puede ayudarnos a aprovechar mejor esos momentos de descanso. Hay que evitar el azúcar, la cafeína y otros elementos excitantes. También se recomienda comer de forma ligera, evitar el exceso de proteínas e hidratos de carbono, así como esperar entre 1 hora u hora y media antes de meternos en la cama.

Colchones adecuados.

Un buen colchón contribuye a mejorar el descanso diario, por ello es bueno elegir aquel que nos proporcione un mejor aprovechamiento de las horas de sueño. Si vamos a dormir poco, por lo menos aprovechar ese tiempo.


En Dormitia tenemos los colchones más adecuados para que sea descanso sea más profundo y reparador. También tenemos una amplia gama en colchones de cuna para que tu bebé pase las mejores noches.

 

Continuar leyendo Las primeras noches del bebé en casa

Hoy es el Día Mundial del Sueño, y por ello, hemos realizado esta recopilación de datos científicos (algunos de ellos muy curiosos) que explican la importancia del sueño y el descanso.

Algunos datos curiosos sobre el sueño que nos ha demostrado la ciencia:

  • Pasamos un tercio de nuestras vidas durmiendo, es decir, una media de 23 años, y soñamos una media de 4 años a lo largo de nuestra vida.
  • Todas las personas sueñan, aunque no sean capaces de recordarlo, incluso los invidentes. 
  • Olvidamos el 90% de nuestros sueños. Durante los 5 primeros minutos tras despertarnos olvidamos la mitad de los sueños, y en los 5 minutos posteriores olvidamos el 90% de éstos.
  • Un 12% de las personas sueñan en blanco y negro, el resto en color.
  • Cuando soñamos, el cuerpo se paraliza para que no hagamos lo que sea que estemos soñando.
  • Muchos animales mamíferos también sueñan.
  • La somnifobia es una enfermedad que presentan las personas que sienten miedo a dormir.
  • El Koala es el animal que más horas duerme al día (22 horas/día).
  • Más del 30% de personas adultas españolas padecen insomnio.
  • Existe el gen del insomnio.
  • Las mujeres duermen peor que los hombres.
  • Roncar impide que sueñes, y que alcances el sueño reparador, pues tu cuerpo siempre está alerta para que no te ahogues.
  • Aunque no hay explicación científica que los justifique, los déjà vu o sueños del futuro, existen.
  • Los estímulos externos afectan y condicionan nuestros sueños.
  • Tenemos una media de entre 4 y 7 sueños por noche, soñando entre 1 y 2 horas al día.
  • Las personas que visualizamos en nuestros sueños las hemos visto alguna vez y están en nuestra memoria. Nuestra mente no inventa rostros durante el sueño.
  • Puedes tener un orgasmo durante un sueño.

 

Beneficios de dormir bien, demostrados científicamente en diversos estudios de los últimos años:

  • Dormir más de la cuenta te puede hacer engordar un poco, pero dormir menos favorece el sobrepeso de forma considerable.
  • Dormir bien favorece la memoria y ayuda a obtener ideas más creativas.
  • Dormir la siesta es bueno para el corazón, pues beneficia el sistema cardiovascular y reduce la hipertensión. 
  • Dormir bien mejora las habilidades para el aprendizaje, tanto en niños como en adultos.
  • Dormir hace que estés más guap@.
  • Los bebés crecen durante el sueño y maduran su sistema neurológico.
  • Los niños con problemas de sueño tienen peores resultados académicos.
  • Dormir bien hace que seas más feliz porque ayuda a afrontar mejor el día.
  • Dormir poco acelera el envejecimiento del cerebro.

 

Podríamos enumerar un sinfin más de beneficios del descanso en nuestra salud y en nuestro día a día, pero tampoco queremos cansarte precisamente en el Día Mundial del Sueño!

Dia Mundial Sueño 2015

Continuar leyendo Curiosidades para celebrar el Día Mundial del Sueño

Como ya sabrás la adaptación al cine de la novela erótica 50 Sombras de Grey  ha supuesto una revolución a nivel internacional, y muy especialmente en España. Aunque la opinión pública ha quedado un poco descontenta con la peli, la realidad es que la novela superó los 100 millones de copias vendidas y el estreno de la película en el cine consiguió recaudar más de 90 milllones de dólares en EEUU y más de 7 millones de euros en España. Este fenómeno mediático sólo puede suceder por una cosa: a la gente le atrae el rollo de la sumisión sexual.

Si eres de los que alguna vez has soñado con ser un Christian Grey y tener a tu disposición a una Anastasia Steele para satisfacer tus deseos en la cama, jugar con cuerdas, esposas, látigos y demás objetos fetiches, debes saber que puede significar varias cosas:

a) Has visto una peli o leido una novela como la de 50 Sombras y te ha dado morbo, y tu subconsciente lo sabe.

b) Soñar con ser el sexo dominante en la cama, a parte de lo sexual, puede significar que en lo profesional se te puede presentar una buena ocasión en la que llevar las riendas y conseguir éxito. A veces también puede significar que en tu relación de pareja necesitas mayor atención y respeto.

Si por el contrario has soñado con ser una Anastasia Steele que se siente tremendamente atraída y dominada por un señor Grey, las interpretaciones cambian:

a) Igual que en el anterior caso, puede significar simplemente que te ha molado la idea que has leído .

b) Soñar con ser la parte sumisa en una relación sexual puede estar relacionado con el sentimiento de estrés y de saturación y sobrecarga, y puede interpretarse como una petición de ayuda para salir de esa situación. También puede significar que necesitas que alguien te de el empujón para hacer algo o tomar una decisión importante, esté relacionada o no con el sexo.

Sea como sea, siempre debes tomarte tus sueños picantes con gracia y filosofía, y no sentir que es algo raro o preocupante, pues como muestran los datos del best seller, a la gente le atraen mucho este tipo de historias. Así que a soñar que son dos días!

Continuar leyendo ¿Por qué he soñado que soy Christian Grey?

El tabaquismo es uno de los múltiples factores que afectan directamente a la calidad del sueño de una gran parte de la población. En un reciente estudio alemán sobre la calidad del sueño en fumadores (Impaired sleep quality and sleep duration in smokers-results from the German Multicenter Study on Nicotine Dependence) se llegaron a una serie de conclusiones que es importante que tengas en cuenta si sufres problemas de sueño o agotamiento, tanto si eres fumador activo como pasivo:

  • Los fumadores sufren mayor tendencia al insomnio (en el experimento lo sufrían un 28,1% frente al 19,1% de no fumadores), siendo éstos los que más tiempo tardan en dormirse, los que menos tiempo duermen y los que presentan mayor somnolencia y cansancio por la mañana.
  • La dependencia de la nicotina genera un estado de ansiedad, no siempre consciente, que hace que los fumadores no consigan conciliar el sueño de forma rápida. Esta misma reacción se presenta en personas con otras dependencias como el alcohol o las drogas.
  • Los ronquidos, la apnea y el descenso del oxígeno que puede darse durante el sueño por problemas respiratorios, en muchas ocasiones vienen generados o agrabados por el tabaco, pues los pulmones de un fumador son incapaces de respirar correctamente. Esta falta de oxígeno hace que seamos incapaces de mantener un sueño profundo el tiempo necesario para conseguir un descanso reparador, pues nuestro sistema siempre está alerta para no ahogarse durante el sueño. Esto a su vez genera una gran somnolencia diurna, cansancio e incluso en algunos casos síntomas de déficit neurocognitivos, como la falta de concentración o memoria. Por entenderlo, los fumadores que sufren problemas respiratorios son capaces de dormir, pero no llegan a descansar correctamente porque su sueño no llega a ser profundo.
  • Todos estos problemas pueden afectar también a fumadores pasivos, y especialmente a los niños, cuya capacidad y desarrollo pulmonar es inferior al de un adulto. La exposición al humo del tabaco antes y/o después del nacimiento generan graves problemas respiratorios y pulmonares que afectarán directamente a la calidad de su descanso y a su desarrollo físico y neurológico, entre otras graves enfermedades.

Todo esto no es más que una pequeña parte de los múltiples riesgos para la salud que conlleva el tabaquismo y es necesario que el fumador sea consciente de ello. Si es tu caso, te animamos a que dejes de fumar, empezando por tu voluntad y siguiendo con estos humildes consejos para dejar de fumar:

  • Si dejas el tabaco, los primeros días después de hacerlo te vendrá bien rodearte de gente, mantenerte ocupado, preferiblemente en lugares en los que no se permite fumar. ¿Te gusta el cine? Cógete un fin de semana de maratón en el cine a base de palomitas. ¿Te gusta ir de compras? Recórrete todas las tiendas del centro comercial un sábado como excusa para desintoxicarte. ¿Te vas a ir de vacaciones dentro de poco? Aprovecha y haz un viaje largo que te imposibilite fumar durante todo el trayecto en avión, y al bajar, métete en un restaurante. Si eres papá o mamá, abuelo o abuela, tía o tío, es un buen momento para cogerte un finde sábatico con los peques de la casa, seguro que por ellos harías cualquier cosa.
  • Los líquidos ayudan a paliar las ganas de fumar y tienen una función depuratitva muy beneficiosa. Toma continuamente agua, refrescos, zumos u otros líquidos que no te recuerden al tabaco. Si asocias al café las ganas de fumar, entonces déjate el café también durante un tiempo o cámbialo por té.
  • Comer y dormir bien te harán estar más fuerte y asumir mejor la energía que hace falta para superar esta etapa, esfuérzate en cuidarte.
  • Sustituye lo de tener el cigarrito en la mano por otro objeto: un lápiz, un clip, un anillo...
  • Si necesitas tener algo en la boca recurre a lo típico: chicles, pastillitas de menta, piruletas, una pajita para morder...
  • Mantente alejado de personas con las que te juntas para fumar o de espacios en los que habitualmente se fuma.
  • Tómatelo con positivismo y ganas y evita situaciones de tensión. Aférrate a las personas o cosas que te dan apoyo y te llenan de alegría (hijos, nietos, pareja...). 
  • Practica ejercicios de relajación o haz yoga, te ayudará a contenerte en los momentos de mayor necesidad.
  • Establece metas y prémiate a ti mismo, o diles a tus familiares que lo hagan: "Es mi tercer día sin fumar, me voy a permitir una cena especial", "Es mi segunda semana sin fumar, cuando llegue al mes me voy a por aquellos zapatos tan bonitos"...

¡Ánimo, tú puedes!

Aplicación para despertarse fácilmente

Continuar leyendo El tabaco produce insomnio

Dicen que "Quien madruga, Dios le ayuda", pero si además recurrimos a los beneficios que la ciencia puede garantizarnos a los madrugadores, son muchas las ventajas que pueden repercutir directamente en nuestra salud. El psicólogo Roy Baumester y la escritora Laura Vanderkam nos explicaque la fuerza de voluntad es como un músculo que hay que ejercitar para que rinda, y que el mejor momento para hacerlo es antes de tomar el cafecito de la mañana. Según los expertos, las siguientes pautas tienen un increíble efecto positivo en nuestra salud y rendimiento si las practicamos a primera hora de la mañana, por mucho que cueste:

  • Haz ejercicio. La típica y la más costosa de todas. Hay quien acude al gimnasio o sale a correr a última hora de la tarde o los fines de semana, pero si nos esforzamos lo suficiente y conseguimos practicar deporte a primera hora de la mañana, pronto sentiremos que afrontamos el día con mucha más vitalidad y energía que si lo hacemos durante la tarde o la noche. Media horita es suficiente.
  • Realiza las tareas más costosas. Esas tareas que se nos acumulan conforme pasan los días, a la que no llegamos o las que simplemente nos suponen todo un lastre, son perfectas para primera hora de la mañana, pues es el momento del día en el que mayor concentración tenemos y ese sobre esfuerzo matutino nos ayudará a continuar el resto del día con mucha más atención. Además, liberarse de estos asuntos pendientes lo antes posible siempre es un buen aliado contra la ansiedad.
  • Escribe. Si estás pensando en escribir un libro, tienes un blog o cualquier trabajo relacionado con la redacción, aunque muchos dicen que la inspiración llega a los escritores durante la noche, la realidad es que durante las horas previas a la salida del sol estamos mucho más lúcidos que por la noche.
  • Practica sexo. La rutina y el agotamiento son muy malos compañeros del sexo, por lo que muchas veces nos apetece más descansar durante la noche. Aprovechar la energía de estar descansado para practicar sexo por la mañana mejorará tu estado de ánimo, tu sistema inmunitario, te ayudará a reducir riesgos cardiovasculares y beneficiará tu fertilidad si estáis pensando en formar una familia.
  • Medita. Los expertos de la meditación aseguran que las mejor hora del día para la meditación es durante la mañana, por lo que si practicas 20 minutos de meditación antes del desayuno te ayudará a afrontar el día con mucho más optimismo y fuerza.
  • Contesta tus emails. Si el correo electrónico es una de tus herramientas de trabajo sabrás lo que se siente cuando encuentras la bandeja de entrada rebosante y con todo tipo de alertas y prioridades que saturan tu rendimiento. Responder, archivar o gestionar esos emails a primera hora de la mañana te hará arrancar la jornada laboral con mucho menos desasosiego y podrás ser mucho más productivo.
  • Lee la prensa. Las mayoría de las personas tendemos a enterarnos de qué pasa por el mundo a través de la televisión o la radio, pero sin embargo la prensa escrita o los medios online (periódicos online, blogs, redes sociales...) que puedes consultar a primera hora de la mañana, te ayudarán a formarte una buena opinión sobre lo sucedido y comentarlo durante el día con tus compañeros o familiares.

7 consejos para madrugadores

Continuar leyendo 7 Consejos saludables para madrugadores